Los 10 motivos por los que a los niños les encanta salir de vacaciones en caravana. ¡Y a los adultos aún más;)!

Vacaciones en caravana

Es evidente que las casas sobre ruedas están de moda, y casi se han convertido en un elemento más de nuestro paisaje. Plantearse unas vacaciones en caravana supone siempre un aliciente, pero más todavía si se trata de niños. Desde Camping Monte Holiday, tu camping favorito para familias en la Sierra de Madrid, en este artículo vamos a detallarte los diez motivos por los que a ellos les maravilla poder disfrutar de unas vacaciones sobre cuatro ruedas. Pero no es algo que se quede para ellos solos; los adultos nos emocionamos casi más todavía, ya incluso cuando comenzamos a poner a punto nuestra caravana.

vacaciones en caravana

Vacaciones en caravana: los niños las adoran por estos 10 motivos

1. Dormir en caravana mola

A los niños no hay nada que les guste más que dormir fuera de casa, pero hacerlo en una caravana es aún más especial. Y es que estos vehículos-casa aportan ese sentimiento de aventura y de adaptarse a un espacio distinto al que están acostumbrados, y que tanto les llena de emoción.

2. ¡Y también comer!

Por supuesto, la hora de la comida también es una fiesta porque el espacio siempre es un reto, nunca una dificultad. Además, pueden terminar de comer y salir inmediatamente a realizar alguna actividad en la naturaleza, sin necesidad de estar sentados en el sofá viendo la tele o jugando con el móvil.

3. Cada día es una aventura

La caravana permite conocer lugares diferentes cada día, sabiendo que puedes volver a Camping Monte Holiday a descansar al final de cada jornada. Amanecer con un plan distinto cada día de vacaciones es la aventura que estaban deseando vivir.

4. De la caravana al exterior en nada

Una de las cosas que más sorprende tanto a niños como a mayores, pasar del espacio de confort de la caravana al exterior es cuestión de aparcar y abrir una puerta. La caravana posibilita acceder a muchos lugares cómodamente sin tener que tomar transporte público. O bien, aparcarla en un lugar seguro y recorrer a pie aquellos sitios que deseamos visitar.

5. Les enseña mucho

Una caravana es una auténtica escuela de vida, porque los niños aprenden no solamente sobre todo lo que ven, sino también a convivir en un espacio más reducido de lo habitual. Además, pueden comenzar a colaborar en las tareas de cuidado de la caravana y de todo su interior. Nada mejor que unas vacaciones veraniegas en este tipo de vehículos para volver a casa con un mayor conocimiento de las cosas.

vacaciones en caravana

6. Conocen mejor el entorno

Si las vacaciones se plantean en un camping como Monte Holiday, descubrirán un entorno diferente, la magia de la Sierra Norte y del Valle Alto del Lozoya. La naturaleza es un continuo despertar a su mente e imaginación. Por otra parte, si con la caravana se visitan lugares próximos como pueblecitos pequeños o parajes con un interesante valor paisajístico, no dejarán de hacerse preguntas. Se sorprenderán de que haya cosas tan bonitas cerca de ellos.

7. Se adaptan a espacios pequeños

Obvio que la caravana no tiene el mismo espacio que su casa, pero eso supone un reto para todos. A los niños les encanta disfrutar del interior de la caravana y no tienen ningún problema en comenzar a vivir de una forma diferente, en la que el espacio es más limitado de lo habitual. Sin embargo, para lo que otros puede ser una dificultad, para ellos es motivo de alegría.

8. El orden es una prioridad

Un sitio para cada cosa y cada cosa en su sitio. Esa máxima les hace ser más organizados y descubrir que hay que ser ordenados. Porque redundará en el confort de todos los miembros de la familia. Una vez que ya vuelven a casa, este orden puede ser el punto de partida para comenzar a tener su habitación “como se debe”;). No lo dudes, es una oportunidad única para disfrutar más todavía.

9. Cargan su mochila de vivencias

Las vacaciones en caravana son diferentes, un lujo que cada vez es más asequible. No es necesario tener una caravana en propiedad, se puede alquilar. Esto no hace más que llenar esa mochila de vivencias diferentes, de salir por la noche a contemplar las estrellas, descubrir cada día un lugar distinto, de hacer kilómetros cantando canciones todos juntos. Son recuerdos que no olvidarán jamás.

10. Interactúan con niños de semejantes intereses

Las vacaciones en caravana ponen contacto a familias con los mismos intereses y los niños no tardan en hacer amigos. En la mayoría de los casos, estas amistades permanecen durante mucho tiempo o toda la vida. Además, a los adultos os puede venir muy bien para descansar, puesto que una vez que los niños han hecho nuevos amigos, lo único que quieren es pasar más ratos juntos.

Así que, ya sabes, plantéate unas vacaciones en caravana y vente a Camping Monte Holiday a disfrutar de ellas a tope con los que más quieres. La mejor propuesta para este verano o cualquier otra época del año. Será una experiencia única que estaréis deseando repetir.

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Pinterest
Email
Facebook

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *